¿Qué es más mágico que la mismísima saga de Harry Potter? Sus fans. El Quidditch era el deporte mágico que Harry jugaba dentro de la historia contada en los libros, y luego llevado a la gran pantalla. En esas escenas de las películas, más de uno soñaba con poder, algún día, participar de un emocionante partido de Quidditch.

Claramente soñamos con poder volar en una de las escobas mientras nos tiramos con pelotas mágicas, pero todos sabemos que por el momento no podemos darnos ese lujo. Así que el mismo fandom tuvo que ingeniárselas para poder llevar el deporte mágico a la vida real, finalmente adoptando una modalidad que puede ser resumida en una mezcla entre Handball, Dogeball y Rugby. Ya hace tiempo, casi 14 años para ser exactos, el Quidditch se hizo muy popular mundialmente, y hasta el día de hoy podemos disfrutar tanto de torneos nacionales, internacionales e incluso un mundial, donde cada equipo va a representar a su país para lograr luchar por el primer puesto.

Al ser la primer nota que realizo en esta nueva sección dentro de la Web, merecía ser fuerte e importante.

El equipo de Rosario, Argentina, Deathly Dragons (del cual me siento muy honrado de formar parte), viajó a Perú en Diciembre del año pasado para ser parte de la Copa del Sur 2018, en pocas palabras, una copa internacional con equipos de países sudamericanos. Sería el equivalente a la Copa Libertadores en fútbol, pero de Quidditch. 

En el 2017 el equipo había viajado a Chile por la misma razón, en donde fue una gran sorpresa para todos que pudieran alzarse con la victoria saliendo campeones y representando a la Argentina dentro del deporte.

Como no podía ser menos, en esta ocasión, viajaban como Campeones en busca de defender el titulo, y con mucho esfuerzo, sacrificio y tensión, los resultados salieron a flote, logrando defender el título y convirtiéndose en el primer equipo argentino Bicampeón de la Copa Sudamericana de Quidditch.

Para nosotros, fue un hermoso y gran logro, pero no pasaba sólo de eso: el hecho de empezar a ser reconocidos por el resto del mundo hacía que nos hierva la sangre de emoción. Claramente fue una gran sorpresa ser mencionados por la IQA (International Quidditch Association), quienes manejan todo lo relacionado al ámbito del Quidditch a nivel mundial. Los Deathly Dragons se estaban dando a conocer.

Podría hacer una nota más como cualquier otra, tal como las muchas que se les hizo al equipo, junto a entrevistas de diversa índole, en varios medios nacionales (ya que al correrse la voz del logro del Bicampeonato, los contactos empezaron a aflorar). Pero no quiero ser tan cliché, sino que quería que esta nota tenga un poco más de toque personal y de auto reflexión.

Se preguntarán… ¿Por qué es tan importante para nosotros el Quidditch? O si, ¿realmente nos lo tomamos en serio?

La gente fuera del entorno se toma muy a pecho que los demás tengan gustos particulares, al punto de sentir la necesidad de atacar en un triste intento de sentirse más con ellos mismos. Más de una vez nos hemos cruzado con personas que preguntan «¿Y vuelan?» en tono de burla, con la intención de hacernos sentir mal por lo que hacemos. «Virgos» es uno de los términos más utilizados de manera denigrante por la gente que no entiende este tipo de actividad. Porque claro, para ellos el hacer un deporte sacado de un libro, te convierte automáticamente en un ser incapaz de relacionarte, de pensar, de trabajar, estudiar o tener una pareja. Para ellos, el hacer algo distinto significa que sos de lo más bajo, un fracasado, alguien que solo malgasta su tiempo de vida… ¿Qué podemos hacer nosotros? Pues la única opción que nos queda: reírnos de ellos mientras sentimos la lástima de que no puedan destacar ni ser especiales en nada. Y para ser honestos, nos encanta que sus celos aumenten nuestro propio ego.

Para nosotros el Quidditch es más que un simple deporte o un hobby de pasada… es un estilo de vida, de esos que te ayudan a divertirte, a generar nuevos amigos, a reencontrarte con otros que de mucha casualidad terminaron en el mismo lugar, a encontrar a una persona a quien amar y que se convierta en tu pareja, a poder auto superarse, a aprender a trabajar en equipo y sobretodo a conseguir muchos logros como tal. Después de todo, esos son los valores que la mismísima J.K.Rowling quiso legar al crear este mágico deporte tan esencial en la saga de libros.

Hay glamour en perseguir un golpe de suerte pero el trabajo en equipo y la persistencia terminan ganando. Todo el mundo es vulnerable a los golpes del destino y a las personas obstructivas y el éxito significa elevarse por encima de ellos. El quidditch es la condición humana.

-J.K.Rowling

Podría seguir extendiéndome en palabras pero la nota ya se haría muy larga, tampoco quiero irme del hilo principal.

Nuestro objetivo es seguir fortaleciéndonos, seguir entrenando, seguir ganando copas, y preparándonos para los siguientes eventos. Finalizada la Copa del Sur 2018, ya estamos pensando en la de este año, la cual tiene muchas posibilidades de realizarse en nuestro país. De paso, nos gusta soñar y pensar que algún día de éstos, vamos a estar viajando para participar en uno de los mundiales, porque claramente no habría cosa más hermosa que batirse en partidos contra equipos de todos los continentes.

Eso y mucho más, es el Quidditch, el que tanto amamos, y el que nos encanta jugar!

Si querés ver lo que fue la final de la Copa del Sur 2018 acá te dejo el vídeo, pero si querés ver todos los partidos, podes hacerlo desde la página de Facebook de la Confederación del Sur.